jueves, 6 de octubre de 2016

No merece la pena emprender una acción si no se disfruta, pensaba Roger Martínez. Para que algo salga bien es necesario saborear el camino.


 
Es muy importante tener en cuenta que difícilmente tendremos éxito en lo que hacemos si no ponemos pasión en ello. El gusto por nuestro trabajo es un requisito indispensable para tener unos buenos resultados.


Si algo no te gusta, no esperes disfrutar en el momento de realizarlo, y con casi toda seguridad, no esperes hacerlo bien. Disfrutar trabajando es un valor que repercutirá en nuestro éxito laboral y personal.


Alejandro Betancourt